Viaje a Islandia: Self-guided night walking tour [Día 1]

Mi cumpleaños de este año ha sido el más especial y diferente que he tenido. Se me metió el bicho de que quería celebrarlo sola en otro país e hice todo por conseguirlo.

❄ Esta es la tercera parte de la saga Viaje a Islandia.
Puedes leer las anteriores aquí:

Viaje a Islandia: Sobreviviendo la primera noche
Viaje a Islandia: El Círculo Dorado [Día 1]

El 5 de enero hice el tour del Círculo Dorado, un paraíso sin lugar a dudas. Regresé a Reikiavik a las 17:00 y mis planes para esa tarde consistían en conocer la capital caminando por mi cuenta. Tenía unos cuantos puntos turísticos anotados en el mapa. Quise hacerlo con los típicos guías que ofrecen free walking tours, pero solo estaban por las mañanas cuando yo me iba de excursión.

🤓 2/3 de islandeses viven en Reikiavik y el resto en la costa sur. El centro de Islandia es usado por la NASA para entrenamientos de astronautas.

Pero antes: provisiones. 🐷 De Madrid había llevado poca comida, creo que solo queso, jamón serrano y barritas de proteína. Y como tenía un supermercado diagonal a mi hostal, el Bónus, esa fue mi primera parada. Debo aceptar que me demoré mucho para comprar cinco cositas. Entre cambiar del traductor de idiomas al convertidor de moneda, estuve en un divertido caos. Compré cosillas para los desayunos del resto del viaje, es decir, dos días; un sánduche para el almuerzo del día siguiente y un sánduche para comer en ese momento.

IMG_6237-min

En el hostal había cocina y todos los utensilios para cocinar, but this queen no iba a hacerlo ni en broma. Me equipé de pan brioche, una galleta de avena para la rica digestión, porridge de avena, jugo de naranja, yogur griego, vitamina C y bebida hidratante. Cabe recalcar que tenía gripe, pero se me fue a los dos días y no sé si por el congelamiento o la adrenalina.

Después de guardar la comida en el refrigerador, cansada por la caminata de todo el día, salí a perderme por Reikiavik. 🌙  La calle principal nunca estuvo cubierta de hielo, la limpiaban todos los días y se podía caminar con seguridad. Pero las calles secundarias… Madre mía. 😰 Era muy difícil caminar a paso rápido o normal, tenía que tener un cuidado que no había tenido antes al caminar porque no tenía puestas las suelas antideslizantes, no pensaba que las fuera a necesitar. Menos mal igual las llevé, me senté en un banquito y me las coloqué.

🤑 El ingreso económico #1 de Islandia es el turismo, seguido del sector pesquero y la industria del aluminio.

Mi primera parada fue la iglesia Hallgrímskirkja. ⛪ Es el edificio más alto de Islandia. Su arquitectura es muy peculiar, a mí personalmente me encanta. Es distinta y llamativa. Se dice que su arquitecto se inspiró en las columnas basálticas de Svartifoss, conocida como la Cascada Negra que no alcancé a conocer. Como esperaba que pasara en algún momento, Google Maps me envió por el camino equivocado y tuve que darme un vueltómetro para poder verla de frente y tomar la foto.

La siguiente parada era el malecón y el monumento de un bote vikingo. Tenía que atravesar todo el centro hasta llegar. No me cansaré de repetirlo, me sentía en un cuento con las casitas de colores y las formas. 🏠 Por supuesto, yo tomándole fotos hasta al tacho de basura.

IMG_6259-minIMG_6265-minIMG_6271-min

Durante los últimos cinco minutos de caminata hasta el malecón estuve sola, eran calles vacías, un poco más residenciales y oscuras. Confiaba que estaba en una ciudad segura, sin embargo, como latina no podía evitar girarme a ver si había alguien detrás de mí. Que de vez en cuando sí y el corazón se me salía. Tuve que caminar otra acera cubierta de hielo para poder cruzar la calle y llegar al malecón. Era emocionante yet estresante.

Me emocioné mucho al llegar a la escultura Viajero del Sol que tanto había visto en fotos durante meses. Soy de las que cuando planea un viaje no deja de buscar información y fotos para spoilearme de toda la maravilla que pronto podré ver. 💕 Esta escultura apuntando al norte representa la llegada de los vikingos. No puedo esperar a volverla a ver, esta vez con el sol de techo. ☀

Caminando me encontré con una banca dedicada a Una Collins. ¿Quién es? Ve tú a saber. No la encuentro en Google. Pero amo los candados, soy una básica romántica. 👽

💥 En Islandia hay muchos temblores por los volcanes y placas tectónicas que no se quedan quietas. En los dos primeros días que estuve, 4 y 5 de enero, hubo 77 temblores de los que solo sentí uno mientras dormía.

Al final del camino me encontré con uno de los edificios #must del país: el Harpa. Es un centro de convenciones con restaurante, museo, tienda de souvenirs, salones, etc. Entre las cosas que odié del viaje: tener que sacarme las suelas antideslizantes al entrar a un lugar cerrado, guardarlas en una funda mojadas y llenas de tierra. 😵 Luego de hacerlo, di una vuelta de reconocimiento de área y me fui, no había casi nada abierto puesto que era de noche.

Salí a seguir perdiéndome. Había una especie de plaza con un gato de luces gigante. Guapísimo. 😻 Se llamaba The Christmas Cat y es parte de una de las tantas leyendas islandesas. O sea, de verdá, ¿en qué otro lugar del mundo te vas a cruzar con un gato gigante en la mitad de la nada llamado El Gato de la Navidad? 🎄 Una fantasía total. ✨ Estoy enamorada de Islandia.

En los alrededores había un par de puntos turísticos que tenía marcados, pero estaba muy oscuro y no había nadie, preferí no ir. De todas formas, el camino por el que me estaba enviando el mapa no era del todo correcto, presentí. Continué por la acera y me topé con una calle más comercial, iluminada. 🌟 Estaba en busca de Menntaskólinn í Reykjavík, el colegio más antiguo de Islandia fundado en 1056.

¿Sabes qué no alcancé? A ir a un museo. Es la primera vez que viajo y no voy a uno, pero pude ver por fuera algo de The Icelandic Phallological Museum. 👀

IMG_6216-min

Mi penúltima parada de la noche fue la calle peatonal Skólavörðustígur, una de las más conocidas por su peculiar bandera gay pintada, además de albergar muchos comercios y galerías de arte. 🌈 Me parece que por ese sector encontré una librería donde pude comprar El Principito en islandés. 🦊

IMG_6352-minIMG_6384-minep

¿Y la última parada? Buscar un lugar que no me saque un ojo de la cara para celebrarme el cumpleaños. 🎉 La verdad estaba con hambre, así que picky no me puse. Ahh, pero cuando vi los precios…

Los nachos estuvieron bien, pero viendo las salsas en envases de plástico, me hizo pensar que quizá los nachos también eran de funda.

4B9397C3-A0B9-4110-8DE1-04999A0E2CC7-minIMG_6392-minIMG_6397-min

Desearía poder recordar el nombre del restaurante que no me quiso regalar nada por mi #santo. Punto para Chilis. Aunque de seguro se llamaba algo así como Hjasfmanffmmyür u otro conjunto aleatorio de letras.

✏ Las palabras en islandés son largas porque unen dos o tres palabras para formar una nueva. Por ejemplo, las palabras que conforman «computadora» significan «counting witch». Es hermoso.

Fue un cumpleaños distinto. 🍃 Desde temprano conociendo lugares nuevos hasta tarde caminando, viviendo un día importante –¿o no?– y la gente alrededor sin saberlo devolviéndome la sonrisa. Me senté con un suspiro a observarlo todo, me sentía invencible. Dediqué ese tiempo a responder una pequeña avalancha de mensajes pendientes y a sentir el telecariño de mi gente. ❤ ¿Lo volvería a hacer? Desde luego.

Me despido con este mural sobre cómo atar una corbata para quien lo necesite. 👔 Hasta las tiendas hacen cosas cool en este país.

Un comentario en “Viaje a Islandia: Self-guided night walking tour [Día 1]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s